miércoles, 26 de diciembre de 2012

RUMORES ECLESIASTICOS

Zecca: ¿Nuevo Bergoglio?
Sobre el fin del año civil, arrecian rumores. Algunos vale la pena consignarlos.
Mons Ñañez, titular de Córdoba, Argentina, advirtió no ver con buenos ojos la presencia de algunos profesores de filosofía tomista en algunos colegios, dicen fuentes que parece que saben.
Dicen también que “marcó tarjeta amarilla al sacerdote que celebra la Misa en Latín por él autorizada”. Otra vez el ñañoso Ñañez amaña y mete cizaña.
Tal vez el verano lo retrase pero se suscita un caso escandaloso de graves dimensiones en el mayor colegio cordobés católico: el  Lasalle, el que habiendo sido dejado en manos de un grupo de laicos de clara formación marxista, abogaron porque los maestros del primario y profesores del secundario hicieran propaganda en favor del gobierno nacional, cosa a la que el director del primario y el del secundario se opusieron por lo que fueron exonerados de inmediato de sus funciones.
El colegio cuenta con 2000 alumnos. El día de egreso, el sacerdote que fue a celebrar  la misa, expresó que como no podría confesar a todos, los chicos eligieran un padre y una madre por curso para escuchar las confesiones de los alumnos por lo que él - luego - daría la absolución general.
Tal vez se esperaba el fin del mundo, y en tal caso puede darse absolución sub conditionem. En fin, el cerro Unitorco, Córdoba, todo se relaciona con todo.
Claro que muchso padres se opusieron. A todo esto, Mons Ñañez, que persigue a tres o cuatro profesores tomistas, hace absoluto silencio sobre estas irregularidades en el mayor colegio de la Arquidócesis.
Bueno, la mudez viene entre los carismas episcopales de la consagración según el nuevo rito. Regir como tiranos, enseñar poco y nada. Más bien nada. Santificar...eeeeh... ¿lo qué? Callar, harto.
Ahora los padres de los alumnos que no quieren política en el Lasalle iniciaron una contra ofensiva contra el grupo marxista. Y el Obispo, bien gracias.
Se pretunta la fuentes si ésta ofensiva contra los profesores tomistas y la Misa en latín, es una bajada de línea de los demoledores de la Iglesia, quienes al nombrar a Mons Müller en la Congregación de la Fe, están anunciando "urbi et orbi" haber doblegado la voluntad - presunta - de Benedicto y los acólitos de aquellos reinician la última persecución sobre los restos de la Santa Iglesia.  
Buena pregunta.
Otras fuentes dicen, en el ámbito metropolitano, que de la reñida terna para suceder al Card. Bergoglio, aparece en punta Mons. Zecca. Panorama se ha conjurado para no decir nada contra los obispos que permitan la misa tradicional, no importa lo que hagan. Porque cree que si permiten la Misa hacen un bien mayor a la Iglesia, y que de lo otro se arreglen con el Papa y con Dios. De modo que no vamos a objetar nada a Mons. Zecca... provided...como dice el británico, que cuando llegue a Buenos Aires, permita libremente la misa tradicional y deje de perseguir al buen clero, como ocurre hoy.
¡Vamos, Zecca, todavía!
Mons. Aguer se mancó antes de entrar en las gateras, según parece. Bueno, “porque no eres ni frío ni caliente, sino tibio, te vomitaré de mi boca”. 
Fuente Panorama Católico

1 comentario:

Alan Christian dijo...

Es triste ver las iglesias vacías. Entre las viejas gordas y los curas rockeros están alejando a los jóvenes en lugar de atraerlos. En su afán de estar en el mundo la Iglesia terminó por mundanizarse. Triste espectáculo...
Los chicos no ven diferencias entre la Santa Misa y un concierto de música profana. Todo por el maldito conciliabulo baticueva II. Estamos peor que en Juana Tabor/666