viernes, 21 de junio de 2013

UNA SEMANA NEGRA

Guillermo Rojas

 Además de que el repudio público viene con tuti esta semana, ha sido  la semana de la “patada en el culo”. De poco vale que salga a cubrirse las “partes” con uniforme de viuda y  tono declamatorio desde palcos y balcones tocando el Himno con ritmo de cumbia villera…Uno se pregunta cómo puede haberse llegado a estos extremos en la Argentina, con esta caterva en la cima : la gente adormecida, descerebrada o subsidiada, lo mismo da.
Las cosas le van lo suficientemente mal a la impostada: La ley de Medios en la nebulosa, la reforma del Poder Judicial judicializada y botada por la Corte con la salvedad del manfloro proxeneta delegado de Verbitzky.
La inflación. Los ferrocarriles: donde la cantidad de muertos  dependerá de la hora y la dirección que tenga el tren. Los escándalos de corrupción develados y que se van a develar. Un escenario de desastre. Un escenario donde las circunstancias y los resultados de la estupidez dan como consecuencia un ambiente destituyente… autodestituyente.
Me acuerdo de las características que el poder anglo- yanqui -sionista enuncia sobre lo que es un Estado Fallido o sea un país sujeto a intervención militar para salvaguardia de los derechos humanos
 Perdida del monopolio de la fuerza; erosión de la autoridad legítima; Incapacidad para suministrar servicios básicos (salud, transporte, seguridad etc.); No poder desempeñarse en consecuencia como miembro de la comunidad internacional.
¡¡¡TOMATELAS!!!
Mejor no cavilar mucho más…
Los burgueses pensando cuando vendrá Macri a rescatarlos y rescatar sus dólares. El progresismo cuando ganará la denunciante Carrió para blanquearlos de todos los desaguisados realizados por su versión K. Ese detritus ideológico cultural siempre se mantiene incólume, como que es la ideología propia del Sistema, ya sabemos la mierda siempre flota, pero todos son o quieren ser progresistas. Algunos hasta lo son a pesar de ellos por ósmosis.
Personajes salidos de la Máquina del Tiempo nos anotician por las redes sociales sobre extraños movimientos en las unidades militares. Algo como depositar las esperanzas en una intervención del Zorro o de Linterna Verde. Pobre gente, no se convencen más.
 La enorme masa de marginados temiendo perder el subsidio si cae la impostada o es derrotada en las elecciones o no puede ser candidata. Ya sabemos si la oposición es la nada, el Kirchnerismo es la impostada, si es que a eso puede llamársele algo que no sea simplemente afano.
Todos quieren que alguien les saque las castañas del fuego. Todos quieren zafar Todos quieren “leña”. Me acuerdo de la frase de Perón “Si quieren leña empiecen por darla ustedes”.
Nadie quiere mover un dedo, a nadie se le ocurre que para terminar con esto hay que tener algo para suplantarlo. Destruir es fácil -miren sino lo que se hizo en la “década ganada”. Construir otra cosa diferente lleva tiempo, organización, esfuerzo, inteligencia y tiene riesgos. No es una tarea para cobardes. El enemigo no solo son los K, sino el Poder Mundial, y ese  no se anda con chicas, además es una tarea política. Salvar a la Argentina es una tarea política. Una tarea para estadistas con los atributos bien puestos, no para cualquier gil

4 comentarios:

Alan Christian dijo...

Ayer o anteayer vi la película V de Venganza y la verdad que se la recomiendo a todos los camaradas pero para conocer al enemigo. Esta peli fue hecha por los creadores de Matrix y tiene una fuerte impronta sionista. En ella se reivindica el terrorismo, las manifestaciones masivas con las caras tapadas, los atentados, la homosexualidad, el multiculturalismo, el ateísmo y, lo que más me llamó la atención, está la idea de pedir el cambio de gobierno en todo momento pero si un proyecto pacificador. Este grupito llamado Anonymous tomó el disfraz de este film. Los indignaditos de España hicieron lo propio. Acá nuestros caceroleros viven pidiendo que se vaya esta viuda pero no proponen nada. Me parece que el Poder Mundial genera todos estos "cambios" para que todo siga igual y la gente tenga la sensación de haber participado en algo grande. "En todo estás vos" dice el gobierno de Macri.
Evidentemente este gobierno es el peor de la historia pero el que venga va a ser peor por la naturaleza de las cosas. Algo que no hay que perder de vista es que muchas veces el Estado es el árbol que no deja ver el bosque. Los gobiernos pasan pero la deuda externa se sigue pagando y las multinacionales siguen mandando las regalías al Exterior. Tenemos que empezar a apuntarle al Sector Privado. Es hora de que comencemos a denunciar las grandes empresas y a los grandes monopolios que sostienen a estos gobiernos de cuarta. El mensuario Patria Argentina denuncia muy a menudo a las grandes corporaciones que controlan nuestra vida mediante la conquista de los grandes sectores de bienes y servicios.
Están destruyendo el medio ambiente y nuestro cuerpo con las cosas que consumimos a diario. Mientras la gente se meta en la partidocracia no ve el desfasaje que hacen los privados. Las sociedades anónimas son cuevas de ladrones. Uno no sabe adónde va la plata ni de dónde viene. Hay muchos manejos turbios que ningún programita denuncia. Tendríamos que mirar a Walt Mart y a otras empresas que hacen movidas muy raras alrededor del mundo. Es necesario no perder de vista a los poderosos de las multinacionales. Hay que pisarles los talones. Porque ellos, de seguir las cosas así, no se van a ir nunca. El Sistema se sostiene igual y a las grandes marcas les chupa un huevo que un viejo se vaya en helicóptero o que a esta boluda la saquen con los pies para adelante. Creo yo que tenemos que dedicarle algunas páginas a estos anónimos que gobiernan en las sombras.

Anónimo dijo...

¿por qué la izquierda no desea vencer al liberalismo? Porque el marxismo se nutre de la pobreza, si se implantara un orden tal donde se suprimiera la pobreza y se organizara la sociedad en un sentido único, ni el marxismo ni el comunismo ni el liberalismo tendrían razón de ser defendidos por nadie:
La fórmula del capitalismo es simple, el empresario aporta el capital y el obrero vende su trabajo, y se pretende que como quien vende herramientas, el obrero renuncie luego a cualquier beneficio que pudiera procurarle el producto de su trabajo, malvendido al capitalista.
El comunismo no tiene ni tuvo jamás una fórmula real diferente, baste observar la degeneración del experimento soviético en una brutal dictadura con capitalismo de estado.El Integralismo (el Nacional corporativismo) pretende poner punto final no solo a la lucha de clases, sino a la desigualdad que la origina, generando un orden tal en el cual los intereses de empresarios y trabajadores, nucleados en corporaciones sindicalizadas verticales y no ya en empresas liberales, vean conveniente orientar sus fuerzas en un mismo sentido, generando así cooperación y suprimiendo la competencia.
Este postulado no es nuevo ni extraño ni mucho menos utópico, solo el interés de la plutocracia liberal y la desorientación ideológica del comunismo pueden no comprenderlo.
Con respecto al Socialismo Científico o Marxista también queda clara su incompatibilidad, en cuanto a sus bases esencialmente, Espiritualidad frente a materialismo; quizá la semejanza se acentuara al acercarnos a los orígenes del primitivo socialismo europeo no marxista. Es común oír que el Nacional-Corporativismo no es más que una forma de socialismo. Si se entiende por tal la atribución a toda la sociedad de aquellos bienes que hasta entonces estaban en manos de privilegiados, tal afirmación puede ser cierta. El Corporativismo sería así una forma de
socialismo. Podríamos decir que el Socialismo sería la especie y el Corporativismo el género.
Pero si entendemos socialismo como doctrina de los hoy denominados Partidos Socialistas o Socialdemócratas, queda bien clara la diferencia entre éstos y el Nacional-Corporativismo.

Anónimo dijo...

Al primer comentario: me parece que tenés que despejar algunas contradicciones, 1- el discurso pseudo ecologista no es más que una construcción pequeño burguesa y lo que es más importante aún una construcción emanada desde los países centrales para impedir el desarrollo de los países perifericos, total ellos desarrollan la industria generando la mayor contaminación del planeta y nosotros nos mantenemos en semi-desarrollo con la excusa de no dañar el planeta; 2- Estar de acuerdo con el discurso antiterrorista yanki y europeo ya es un problema, es avalar esa posición hipócrita en cuanto a que los pueblos sojuzgados o invadidos no tienen derecho a revelarse con las herramienas que encuentren a mano ej: terroristas son los talibanes que quieren echar a los invasores y ponen bombas, terroristas son los palestinos que cada tanto lanzan cohetes contra israel, terroristas son todos los que atacan los intereses de los países centrales (lease USA y sus aliados europeos)pero las invasiones, destrucciones y matanzas que ellos realizan son tareas pacificadoras y democratizadoras.

Alan Christian dijo...

Yo no defiendo la ecología desde una perspectiva capitalista. Creo que es necesario cuidar nuestro medio ambiente. Además hay otras maneras de desarrollarse. No todo pasa por la industria.